Especialistas en dificultades de aprendizaje

DESDE 2006 EVALUAMOS E INTERVENIMOS EN DIFICULTADES RELACIONADAS CON:

ATENCIÓN

Algunos estudiantes presentan dificultades en la calidad atencional, velocidad de procesamiento, o en algún tipo de atención. Evaluamos e intervenimos en todas las áreas atencionales

LECTURA Y ESCRITURA

Abordamos la evaluación de estas dificultades desde un estudio de la lateralidad, organización espacial, esquema corporal, rutas fonológica y semántica, etc., a fin de diseñar la intervención más apropiada.

NÚMEROS

El manejo numérico supone un quebradero de cabeza en muchas ocasiones para profesores, padres y estudiantes. Evaluamos la dificultad presente y diseñamos un programa de intervención específica individual.

DIFICULTADES DE ESTUDIO

Ofrecemos estrategias de estudio y organización para hacer frente a los malos resultados y eliminar la ansiedad, frustración y rechazo académico que surge en muchos estudiantes.

¿Dónde quieres que trabajemos con tu hijo?

En -ÁREA 44- somos conscientes de la complejidad de la vida familiar, motivo por el cual te ofrecemos un amplio abanico de posibilidades para llevar a cabo la intervención:

EN TU DOMICILIO

Nos desplazamos a tu domicilio en el día y hora que mejor te venga para facilitarte la gestión familiar. 

EN TU COLEGIO

Llevamos a cabo la Evaluación e Intervención en el Centro Escolar de tu hijo. Llámanos y te contamos cómo podemos hacerlo. 

CENTROS ASOCIADOS

Contamos con diferentes centros asociados en la Comunidad de Madrid donde nuestros profesionales pueden ofrecerte todos nuestros servicios. 

ONLINE

En aquellos casos en los que el tipo de intervención lo permite, podemos ofrecerte la comodidad de no tener que salir de casa y reducir los costes. Cuéntanos tu situación. 

¿CÓMO TRABAJAMOS?

TU PRIMERA LLAMADA

Si decides llamarnos para recibir más información, escucharemos tu caso con atención y te asesoraremos sobre la marcha acerca de cómo vemos la situación. Te preguntaremos diferentes aspectos acerca de la situación que nos comentas para poder ofrecerte la información más precisa y acertada posible. 

Si decides trabajar con nosotros, procederemos a la toma de decisiones acerca de diferentes aspectos:

  • Tendrás que decirnos dónde prefieres que te atendamos: casa, centro asociado o Colegio
  • Te solicitaremos que nos envíes un mail con los datos necesarios para elaborar un contrato y redactar el texto relativo a la protección de datos.
  • Te pediremos que nos hagas llegar informes previos o cualquier información de interés. Puedes hacerlo con todos los datos personales tachados hasta que firmemos la política de protección de datos.
  • -Te preguntaremos si aceptas que los estudiantes universitarios en periodo de prácticas profesionales acompañen al profesional que va a trabajar con vosotros.
  • Si necesitamos llevar a cabo una evaluación, fijaremos una fecha para realizarla en menos de 10 días.
  • Si ya hay una evaluación realizada y deseas iniciar una intervención, fijaremos fecha y sitio para comenzar el trabajo y te ofreceremos diferentes formas para que realices el pago y la opción de un bono de sesiones con el que se reducen los costes.
  • Si el Colegio de tu hijo no tiene convenio con nosotros, nos pondremos manos a la obra, si lo deseas, para conseguir su firma en el menor tiempo posible y poder llevar a cabo nuestro trabajo en tu Colegio
  • Si tu empresa no tiene convenio con nosotros y así quieres, trabajaremos para conseguirlo y que te beneficies de las ventajas del mismo.
  • Contactaremos con otros profesionales que puedan estar trabajando con tu hijo de forma previa a la evaluación o inicio del trabajo para contar con todos los datos.

EVALUACIÓN

Si vamos a realizar la evaluación de tu hijo, necesitaremos entre 2 y 4 sesiones. Quedaremos en un día y un sitio y reservaremos un espacio de entre 2 y 3 horas para trabajar. Por lo general en este día dejamos cerrado el proceso de evaluación. Iremos con muchos materiales para poder llevar a cabo todas las pruebas que consideremos necesarias en base a la información que nos has ofrecido y también en base a lo que veamos según vamos realizando la evaluación.
Nuestro proceso de evaluación consta de:

  • Información recogida por parte de la familia. 
  • Información recogida de otros profesionales: Colegio, evaluaciones anteriores, informes neurológicos, psiquiátricos, etc.
  • Anamnesis o historia clínica, en la que te preguntaremos diferentes aspectos de interés para poder contextualizar apropiadamente la situación de tu hijo.
  • Aplicación de pruebas estandarizadas y otras herramientas de interés.
  • Entrevista con la familia y con la persona evaluada.
  • Corrección, interpretación y conclusiones generales a raíz de toda la información recogida.
  • Elaboración de un detallado informe que te entregaremos en papel, digital y verbalmente.
  • Sesión de devolución de informe a la familia de unos 60 minutos aproximados (generalmente suele durar algo más) en la que explicamos detalladamente todo lo observado.
  • Si se desea, reunión con profesores, orientador escolar… para devolver el informe.
  • Propuesta de intervención detallada.

INTERVENCIÓN

Una vez definida y diseñada la intervención, procederemos a establecer fechas para llevarla a cabo. Seleccionaremos al profesional mejor cualificado y con más experiencia en el tema específico a trabajar para asegurar el éxito de la intervención. En algunos casos en los que hay que trabajar más de un campo, es posible que se asignen dos profesionales para trabajar las diferentes áreas, siempre y cuando sea necesario.
A continuación te contamos más sobre nuestras sesiones de intervención:

Nosotros trabajamos por sesión, no por horas. Con ésto queremos decir que la sesión tiene un punto de inicio pero no de fin. Acabaremos la sesión cuando observemos que o bien se han cumplido los objetivos previstos, o bien ha aparecido la fatiga. La duración habitual está en torno a los 60 – 70 minutos, aunque en algunos casos nos quedemos en los 45 – 50 minutos o lleguemos a los 90 minutos. 

Dividimos el trabajo en dos fases:

  • Sesiones semanales: muy probablemente, aunque en ocasiones obviamos esta fase,  al inicio del trabajo, comencemos con un ritmo de una sesión semanal para comenzar a tratar diferentes objetivos y áreas de intervención. 
  • Sesiones quincenales: Una vez establecida una dinámica apropiada de trabajo, y una vez que hemos iniciado correctamente todas las áreas sujetas a intervención, pasaremos las sesiones a quincenales. En esta fase el trabajo de continuación cobra una gran importancia. 

Aportamos todos los materiales necesarios para el desarrollo de la sesión. Papel, material manipulativo, etc. Dejaremos también el material necesario para el trabajo de continuación de forma que no suponga un gasto extra. 

Tras cada sesión enviaremos (en un periodo habitual de 24 – 48 horas) un informe de la sesión en el que detallaremos las actividades llevadas a cabo, el área trabajada con cada una de ellas y el logro obtenido. Este informe es de gran interés pues, en él, se describe día a día el progreso y lo trabajado. Cabe la posibilidad de enviar también al Colegio este informe de sesión para que tengan presente el trabajo realizado y podamos trabajar como unidad desde la familia, el Colegio y desde los profesionales. 

Tras cada sesión, junto con el informe de sesión, enviamos una serie de actividades para que se realicen en casa hasta la siguiente sesión. Este trabajo persigue una triple finalidad:

  • Dar continuidad a lo tratado en la sesión para que los objetivos logrados se perpetúen.
  • Reforzar los objetivos que no se han conseguido al 100%. 
  • Anticiparnos a objetivos a trabajar en la siguiente sesión. 

Este trabajo garantiza un progreso mayor y minimizar los tiempos de intervención totales. 

El diseño de las actividades comprende no más de 10 minutos al día como máximo.

En el periodo vacacional dejamos a voluntad de las familias la decisión de seguir trabajando o no. Nosotros ofreceremos nuestra opinión profesional. En el caso que no trabajemos, ofreceremos diferentes colecciones de actividades para llevar a cabo de forma que sirvan para fijar objetivos y no desconectar del todo del trabajo de intervención. Estas actividades, sin coste añadido, se diseñan en base a cada situación particular y están sujetas a información de seguimiento por parte de la familia para, en el caso que no funcione bien alguna de ellas, poder retocarla, modificarla o cambiarla. 

Cuando se observe que la intervención ha llegado a su fin o la familia desee poner fin a la misma, redactaremos un informe de fin de trabajo en el que explicaremos las áreas trabajadas, logros observados, etc. 

Siempre recomendamos un pequeño seguimiento en función de cada caso, que, una vez llegado el momento, le explicaremos detalladamente. 

No te pierdas nuestro blog: