Relación de Ayuda

RELACIÓN DE AYUDA

A lo largo de la vida surgen momentos, situaciones que nos afectan de una u otra forma y que tocan campos profundos a nosotros mismos. No estamos acostumbrados a vivir situaciones similares y el grado de afectación nos sobrepasa por varios motivos:

  • No comprendemos la situación
  • No nos conocemos a nosotros mismos en situaciones similares
  • No nos reconocemos
  • Somos imprevisibles ante nosotros mismos
  • No sabemos a ciencia cierta qué nos está sucediendo

Como consecuencia, nos sentimos perdidos, sin saber cómo actuar ni qué hacer. Como consecuencia en muchas ocasiones encontramos la inmovilidad: “no sé qué hacer, así que no hago nada”.

La relación de ayuda se presenta como una poderosa y eficaz herramienta para generar cambio en la persona que la recibe. Ayuda a crecer personalmente, a evolucionar, a poder ver las cosas desde otra perspectiva y a encuadrar y poder colocar las situaciones que nos sobrepasan desde una óptica que no nos generará ni dolor ni culpabilidad, aspectos ambos muy habituales como causantes de malestar emocional y personal.  Como consecuencia de este proceso, mejora la calidad de vida de la persona, rompe con su tristeza y se multiplica su potencial. La finalidad de este proceso consiste en enseñar a la persona que lo pasa mal cómo debe valorar los sucesos en su entorno para no sentirse así.

Finalmente, la persona descubre su talento para colocar dichas situaciones en su lugar, asumir las situaciones necesarias y conseguir recordar y hablar del foco de su malestar sin sentir dolor.

Se genera una importante relación de confianza con el terapeuta, una confianza basada en la autenticidad de éste, en su escucha y en su empatía.

La relación de ayuda es de gran utilidad para adultos o adolescentes mayores (a partir de los 17-18 años) en situaciones de problemática familiar, personal, social, tristeza, etc.

Los resultados de este proceso son asombrosos y relativamente rápidos si se comparan con otro tipo de terapias. En pocas sesiones comienzan a observarse los progresos.

No dudes en llamarnos si quieres saber más sobre este proceso o si deseas aclarar algún tipo de duda. Estaremos encantados de asesorarte.